“Mi mundo” brinda talleres gratuitos para personas con discapacidad

Un grupo de profesionales brinda talleres para un sector de la población que no cuenta con alternativas recreativas, deportivas y pedagógicas acordes a sus discapacidades.

Mi Mundo es un taller de actividades recreativas para personas con discapacidad que abrió hace cuatro meses atrás y funciona en San Martín 1.131, los lunes, miércoles y viernes a partir de las 14 horas.

Brenda Cares y Fabián Alaniz comentaron a Crónica sobre el proyecto que surgió como iniciativa de cuatro profesionales que trabajan en el área discapacidad y luego se fueron sumando más. En total hoy diez personas sostienen el lugar, entre ellos hay acompañantes terapéuticos, profesores de educación física, docentes de nivel inicial y de secundaria, un masajista y además reciben asesoramiento de un psiquiatra de Buenos Aires que atiende pacientes en la ciudad.

Se brindan alrededor de 15 talleres artísticos, deportivos y de apoyo escolar, además de tomar la merienda. Entre las actividades hay clases de zumba, comerciales, taekwondo, futbol, música y murga. También se busca realizar otras actividades, por ejemplo participaron de un evento en el Club Huego donde hicieron una presentación, y el lunes fueron de visita al museo del ejército en Km. 11.

Una utopía

Alaniz explica que desde sus trabajos vieron la necesidad de muchos pacientes que no tenían un tratamiento acorde como se merecen, esto los llevó a crear Mi Mundo: “los destinatarios son personas con discapacidad que no tienen obra social ni medios para solventar un tratamiento, en este lugar damos un tratamiento integral donde abordamos desde la parte pedagógica, deportes adaptado, recreación y artes, entre otras cosas”. Cómo los jóvenes se quedaban toda la tarde en el lugar, también optaron por servirles la merienda.

“Al principio era una utopía” dice Alaniz. Por su parte, Cares cuenta que este proyecto lo tenía armado hace varios años pero que era difícil llevarlo a la práctica porque no encontraba acompañantes; “cuesta conseguir personas con vocación que realmente quieran trabajar gratis y brindar un servicio para las personas que concurren” señala. En este sentido, destacan el vínculo de amistad y camaradería que se formó entre los talleristas y los asistentes.

Integración

Los talleres son abiertos y gratuitos para personas con discapacidad de todas las edades, actualmente concurren alrededor de 30 personas. En principio el proyecto estaba destinado a niños, pero actualmente la mayoría de los asistentes son jóvenes y adultos. “Sobre la marcha descubrirnos que hay una franja importante de personas de más de 20 años que no tienen institución, ni lugar de contención ni actividades para ellos” sostiene Alaniz, y agrega que “la escolaridad para algunos termina a los 13, para otros a los 20, pero después de eso no hay una inserción ya sea pedagógica o laboral para este grupo de personas. Esta es la realidad: en la ciudad no hay lugar para personas de esta edad y estas condiciones, y acá se está creando”.

 

Comentar
Este espacio de discusión que brinda Crónica, debe ser usado para que divulgues tus inquietudes, reclamos y opiniones de manera honesta y constructiva para un buen uso de este portal.
No será admitido ningún tipo de expresión que vaya en detrimento de raza, nacionalidad, condición social o sexo porque no es el contexto de discusión de este espacio.
Los comentarios que divulguen insultos, injurias, calumnias o denuncias no documentadas tampoco serán admitidas en forma anónima y en lo posible tampoco de forma registrada. Cualquier tipo de expresión que contenga los temas anteriormente mencionados serán moderados siempre y cuando parte de ello sea constructivo a la dicusión, omitiéndose o tachándose de acuerdo a lo convenido anteriormente. Si vas a exponer tus ideas, te invitamos a que lo hagas libremente dentro de un marco responsable. Para ello, acepta estos términos y condiciones.
- Publicidad -