Madre e hijo y amigo fueron detenidos con marihuana, cocaína, armas y dinero

Al momento del procedimiento, la mujer que es la madre de uno de ellos intentó esconder algo de droga en la ropa interior. Son dos dealers y un distribuidor que permanecen detenidos e incomunicados y serán indagados hoy. 

Los allanamientos fueron ejecutados por el personal de la Unidad de Investigaciones y Procedimientos Judiciales de Gendarmería con asiento en esta ciudad, secundados por sus pares del Escuadrón 41 y el Destacamento Móvil Nº 4.

Los efectivos de Gendarmería tenían el dato de que en esos domicilios se vendía drogas de modo que con la autorización de la Fiscalía Federal a cargo del fiscal Norberto Bellver comenzó la investigación que llevó varios meses. Hubo escuchas telefónicas y seguimientos que finalmente dieron sus frutos.

Con todos estos datos, el fiscal Bellver dio la orden para los allanamientos a las 18 del jueves pero los gendarmes tuvieron que esperar hasta que los sospechosos llegaran a los respectivos domicilios para asegurarse su presencia en virtud de las órdenes de detención que tenían para ellos.

En medio de un fuerte operativo por tratarse de una zona bastante complicada, a las 19:30 fueron allanados dos domicilios en el barrio Abel Amaya y en La Floresta. Los operativos se extendieron hasta altas horas de la madrugada.

Madre e hijo detenidos

La mujer de 40 años y su hijo de 18, están sindicados de ser dealers, según le explicó el fiscal Bellver a Crónica, “compraban la droga a un distribuidor también de acá de Comodoro y la revendían al menudeo”.

En el allanamiento del domicilio los gendarmes vieron que la mujer llegó a su casa e intentó ocultarse en el corpiño un envoltorio con unos 80 gramos de marihuana. El personal femenino en el lugar pudo secuestrar esa droga.

Te puede interesar
El gobierno de la provincia participó del acto por el 25 de Mayo en Caleta Olivia

En el otro allanamiento efectuado a un amigo de ambos, que sería quien les proporcionaba la droga.

El fiscal calificó el procedimiento como positivo ya que se logró secuestrar “casi medio kilo de cocaína y un poco menos de un kilo de marihuana, además de tres armas de fuego de distintos calibres, municiones también de distinto calibre, una tumbera, 5.900 pesos en efectivo, elementos de corte, envoltorios, una balanza de precisión y un vehículo”.

El dinero estaba guardado aparte y los billetes agrupados.

Los detenidos permanecen en distintas dependencias en calidad de incomunicados y se espera que en la jornada de hoy sean indagados por la jueza federal Eva Parcio. Por su parte el fiscal Bellver afirmó que “la investigación no está cerrada, la causa sigue abierta”.

Se pudo establecer que la marihuana procede de Paraguay, por la forma en que estaba dispuesta en tanto que la cocaína es traída desde Bolivia.

Comentar
- Publicidad -