Cientos de chicos celebraron la segunda edición de la Fiesta de la Luz

El sábado por la tarde en plaza España se congregaron cientos de chicos y familias que por segundo año consecutivo celebraron lo que dan en llamar “Octubrillante: La Fiesta de la Luz”, un evento que busca transmitir a los más pequeños mensajes de integración hacia el prójimo y de conservación hacia el medio ambiente. Entre las actividades había clases abiertas de lenguaje de señas.

El evento es organizado por el Consejo de Pastores Evangélicos de Comodoro Rivadavia y acompañados por decenas de iglesias que acompañaron cada uno proponiendo una actividad diferente.

Natalia, de la Iglesia Misionera de la Cordillera organizó la “Carrera de la familia y la integración” lo que se trató de una caminata que rodeó a la plaza y que invitó a participar a los niños con capacidades diferentes y sus familias. Unas 60 personas se sumaron, entre ellos un niño con autismo que pudo hacer el recorrido en silla de ruedas y recibió el reconocimiento de todos por su esfuerzo.

Otro stand invitaba a que decoren sus propias galletas caseras con formas de animales. Se podía agregar merengue, coco o mermeladas entre otras tantas opciones. La idea era que vean que la comida casera, además de sana, puede generar actividades lúdicas en el hogar e invitar a los chicos a participar.

Claudia, mediante su stand y con el acompañamiento de INTA, enseñaba a realizar macetas con botellas para que aprendan a reutilizar elementos; “la idea es que vean que con lo que tienen al alcance de la mano pueden generar sus propios recursos” decía a Crónica y explicó que además les daban semillas y ellos mismos armaban su primera planta que cuidarían luego en sus hogares. También desde INTA donaron libros para colorear con mayor información acerca de las huertas orgánicas domiciliarias.

Te puede interesar
Aguirre: “El Súper Extraordinario tiene una oferta de premios muy importante”

Miriam González y Pablo Alvear son los coordinadores, quienes en diálogo con Crónica dijeron que se trataba de un tiempo de inclusión y que para dejar su huella en la presente edición 2018 realizaron murales sobre algunas paredes internas de la plaza. Los murales realizados tienen como particularidad distintas texturas para que puedan ser apreciados por niños autistas y no videntes. Agradecieron una vez más la colaboración de la Municipalidad de Comodoro y de la Dirección de Tránsito para que se pueda llevar a cabo.

Miriam González, coordinadora general del evento.
Natalia, en representación de la Iglesia Misionera de la Cordillera organizó la Carrera de la familia y la integración.

Una fiesta que busca celebrar la vida en vez de Halloween o noche de brujas

Octubrillante se celebra en cientos de ciudades latinoamericanas y en algunas localidades de EE.UU en contraposición a la fiesta de brujas que se recuerda cada 31 de octubre.

Lo definen como una acción de la iglesia evangélica para reafirmar su compromiso con la sociedad, tanto en el plano espiritual como en el de la educación, la salud, y la asistencia y promoción social en todas sus áreas. Es una respuesta concreta de rechazo a la celebración de Halloween en búsqueda de que los niños celebren la vida, en vez de la muerte, además de enseñarles a vivir una espiritualidad con alegría.

 

 

Comentar
- Publicidad -