Arabia Saudí califica niega las acusaciones del asesinato del periodista Khashoggi

Arabia Saudí negó este sábado, por primera vez, cualquier intención de “matar” al periodista disidente Jamal Khashoggi y ha calificado de “mentiras infundadas” las acusaciones de que se ordenó su asesinato en su consulado de Estambul (Turquía).

Así lo ha asegurado el ministro del Interior saudí, el príncipe Abdel Aziz Ben Saud Ben Nayef. Khashoggi desapareció en Estambul el pasado día 2 de octubre tras entrar en el consulado de Arabia Saudí en la ciudad turca. Lo hizo para recoger unos documentos que necesitaba para poder casarse con su novia turca, que se quedó esperando fuera del edificio. Desde entonces, no se tiene noticia de su paradero.

El Gobierno de Ankara considera que el periodista fue asesinado allí por un equipo saudí enviado “específicamente” para ello, algo que desmiente Riad. Según el diario estadounidense The Washington Post, el Gobierno turco habría informado a las autoridades de Estados Unidos de que disponía de grabaciones de vídeo y audio que demostrarían que el periodista fue asesinado en el consulado.

El diario oficialista turco Sabah afirma este sábado que “Khashoggi sincronizó el reloj inteligente que llevaba con su teléfono móvil, que dejó (en manos de) su novia antes de entrar” en el consulado y grabó el asesinato, explica el diario, citando “fuentes fiables” de la investigación.

“Las conversaciones durante su asesinato fueron grabadas por el reloj y enviadas al teléfono y al registro en la nube” o sistema de almacenamiento en servidores remotos, asegura el diario.

Comentar
- Publicidad -