Cuando dejamos el frío atrás comenzamos a mirarnos al espejo y queremos sacarnos los kilitos de más, por un lado hay que consultar a la nutricionista para iniciar una dieta balanceada con los nutrientes adecuados y luego estamos los dermatólogos para ver la piel e iniciar los tratamientos estéticos en gabinete donde se utilizan distintos aparatos para mejorar el contorno corporal.

Comenzaré refiriéndome al Ultracavitor  o ultracavitación: el objetivo de este tratamiento médico es lograr la reducción selectiva de las células grasas excedentes localizadas debajo de la piel, sin necesidad de realizarse cirugías y sin causar inconvenientes al paciente.

Se realiza en zonas de adiposidad localizada, en determinadas zonas del cuerpo: cadera, glúteos, abdomen, pantalón de montar, rodillas y en la parte posterior de los brazos, debe ser aplicado bajo control médico.

Mejora notablemente el aspecto de piel de naranja, disminuye los nódulos de celulitis, mejora la oxigenación de los tejidos y el drenaje de líquidos retenidos.

Este tratamiento puede combinarse con termoterapia, mesoterapia con lipolíticos  y con electroterapia,  haciendo las series que determine el profesional.

El tratamiento se realiza en varias sesiones dependiendo de la grasa que hay que eliminar, se aconseja beber agua luego de realizada la sesión de tratamiento.

Comentar
- Publicidad -