Ávila: “La lucha la vamos a hacer desde adentro de los yacimientos”

El secretario General del Sindicato del Petróleo y Gas Privado del Chubut, Jorge Ávila encabezó la movilización y acto en el marco del paro nacional de la CGT, que en Comodoro Rivadavia tuvo epicentro en la céntrica esquina de Güemes y San Martín.

Una multitud de trabajadores petroleros, junto a compañeros de otros gremios, acompañó la iniciativa adhiriendo a la medida de fuerza en esta ciudad. Hubo una asamblea espontánea donde se aprobó por unanimidad la moción de definir un paro por 48 horas para los días 8 y 9 de octubre próximos, si no hay respuestas desde Nación por el tema impuesto a las Ganancias.

Petroleros Privados aportó la mayor columna de los trabajadores que se manifestaron en Comodoro entre la mañana y el mediodía de ayer contra las políticas de ajuste del Gobierno nacional y contra la aprobación del Presupuesto 2019 que impone el FMI al Congreso, que resulta perjudicial para la región patagónica.

La misma tuvo más de diez cuadras de extensión, resultó una marea humana del sector del trabajo que manifestó su disconformidad con las políticas nacionales en el plano económico y laboral, en la que se sumaron diferentes sectores sindicales.

“Los trabajadores vamos a hacer la lucha pero no en las bases, la vamos a dar y hacer adentro de los yacimientos”, manifestó Ávila en un encendido discurso realizado en el centro de la urbe petrolera. Y agregó que “vamos a seguir con esta lucha, a defender lo que es nuestro”.

“Esos son trabajadores que rondan un salario de 35 mil pesos y encima deben tributar impuesto a las Ganancias. Esa es la vergüenza de un Gobierno nacional que les prometió un cambio y lo que se les dio fue reducirles, quitarles lo que tenían. También es una advertencia para YPF, que hoy invierte en Vaca Muerta y dice que no tiene plata. Ya fundió a más de 20 empresas y quieren estafar a los trabajadores sin pagarles indemnización. Eso no lo vamos a permitir ni vamos a entregar ninguna porque eso es su único capital. Vienen muchas peleas más como el 55 bis, son todas conquistas a las que no vamos a renunciar”, afirmó.

El líder sindicalista petrolero enfatizó que “esta es la quinta movilización que le hacemos a (el presidente de la Nación) Mauricio Macri. Quiero preguntar qué creen que va a pasar si no conseguimos darle una mano a todos estos compañeros”, flanqueado en el escenario por el secretario Adjunto Carlos Gómez y el resto de los miembros de su Comisión Directiva, y demás dirigentes sindicales como José Llugdar de Petroleros Jerárquicos de la Patagonia Austral; y Walter Rey de la Asociación Bancaria; quienes también se dirigieron a los presentes antes del cierre de Ávila; y el secretario General y de Relaciones Comunitarias del municipio, Leonardo Rocha.

Te puede interesar
Luque: “Somos la única propuesta de gobierno que ofrece un plan y proyecto hacia el futuro”

Paro el 8 de octubre por el impuesto a las Ganancias

Jorge Ávila planteó ir a la acción si la política económica no cambia de rumbo. Por lo tanto, su Sindicato convocó a un paro por 48 horas para los días 8 y 9 de octubre si Nación no revierte las medidas cuestionadas en el pliego de reclamos del paro nacional, en especial el de impuesto a las Ganancias. “Si el día 7 de octubre no tenemos una respuesta, vamos a ir adelante con la medida de fuerza anunciada y votada durante esta movilización”, señaló luego de que Gómez leyera la moción, aprobada por unanimidad de los convocados.

El reclamo del sindicato incluye “que se garanticen planes de inversión para este año y el próximo sin afectar derechos adquiridos; el dejar sin efecto cualquier ley que implique impuesto a las Ganancias sobre salarios de los trabajadores; y garantizar obra pública para el año próximo” resumió Ávila, quien remarcó que “tenemos trabajadores que hoy la están pasando mal, que laburan en la calle, por eso vamos a seguir con esta lucha, a defender lo que es nuestro”.

Presencia en la calle

“Muchos dicen que perdimos la calle y acá tenemos al pueblo. Esto demuestra que se puede tranquilizar, pero cuando quiere, puede y se queda con un Gobierno, con un Fondo Monetario o lo que sea. Porque el pueblo movilizado es el miedo de todos ellos”, dijo Ávila invitando a todos a terminar el acto en paz y de la mejor manera posible, no sin felicitar a cada delegado y miembro de Comisión Directiva por el trabajo realizado, pero también a cada trabajador que se hizo presente en el acto desarrollado que incluyó la movilización luego de concentrarse desde muy temprano en la vieja sede de Viamonte 765 y desde allí marchar hacia el centro de la ciudad por las avenidas Rivadavia y Alsina, y bajando por calle San Martín.

Finalmente avizoró que “nos veremos seguramente porque este Gobierno no escucha, el 8 y el 9 de octubre, con una nueva movilización de los trabajadores petroleros”.

 

Comentar
- Publicidad -