Presupuesto: el Gobierno se ilusiona con un tratamiento rápido

Macri recibirá a los gobernadores para lograr el apoyo por el presupuesto y de esta manera enviar una señal a los mercados. Los mandatarios de la oposición llevarán una postura común ante el Presidente.

El Gobierno busca encaminar definitivamente la negociación con las provincias para cerrar el Presupuesto 2019 y se ilusiona con un tratamiento rápido en el Congreso para enviar una señal de confianza a los mercados.

Este jueves, a las 13, los ministros de Economía de los 24 distritos volverán a la Casa Rosada, en lo que será la antesala del encuentro de los mandatarios provinciales el próximo martes en Balcarce 50 con Mauricio Macri.

El martes pasado, el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, negoció con representantes de las diecinueve provincias en manos del PJ y de otras fuerzas. El balance fue bastante optimista en una y otra vereda. Tanto, que se amplió la convocatoria de este jueves a los cinco distritos que gobierna Cambiemos.

Esa última reunión sirvió para “seguir acercando posiciones”, según comentaron fuentes oficiales y los enviados de los gobernadores plantearon a los funcionarios nacionales que no bloquearán el tratamiento del Presupuesto.

Sin embargo desde las provincias dejaron saber luego del encuentro que “falta la letra chica” y que “resta definir con más exactitud cada uno de los ítems y cuánto impacta en lo económico”.

De todas maneras en el oficialismo se entusiasman con un tratamiento rápido. Imaginan que el proyecto se vote en Diputados el 24 de octubre y en el Senado el 13 de noviembre.

Te puede interesar
Arcioni: “La carta de Macri tiene una clara intencionalidad política y electoral”

Los detalles sin cerrar serían pulidos en un encuentro previo que organizan gobernadores peronistas “dialoguistas” como Juan Manuel Urtubey (Salta), Juan Schiaretti (Córdoba) y Domingo Peppo (Chaco), entre otros. En esa reunión estará presente Frigerio.

El plan oficial es que las provincias absorban $ 43 mil millones por subsidios al Transporte (más de la mitad correrá por cuenta de Ciudad y Provincia); $ 14,5 mil millones de tarifa social para el servicio de electricidad. Serán los gobernadores quienes decidirán si sostienen los subsidios o lo trasladan a los usuarios.

Para contentar a los gobernadores, la Casa Rosada asume que las provincias serán compensadas relativamente por los reintegros del IVA, que se coparticipa, y por el aumento de la recaudación.

Pero el Gobierno no tiene previsto restituir el Fondo Sojero, uno de los ítems que puso en pie de guerra a la oposición y que afecta de manera directa a los municipios.

De todas maneras los gobernadores buscan, por ejemplo, que la eliminación del reparto del Fondo sojero tenga algún “sustento crediticio”. Según explicaron cerca de Frigerio, se trataría de una serie de préstamos directos a los municipios para evitar que se frenen obras públicas que ya están en desarrollo.

Comentar
- Publicidad -