Alcaina con prohibición de acercamiento a una mujer a quien le habría robado y amenazado

Se trata de Luis Alberto “pelado” Alcaina, hermano de Víctor Hugo Alcaina quien permanece detenido como jefe de la banda de los ATR. Luis Alberto está sospechado de ser el hombre que amenazó de muerte con un arma de fuego a una vecina de la calle Moreau de Justo al 2200, a quien también le habría robado cheques por una suma de 20.000 pesos, dinero en efectivo por unos 15.000 pesos, un vehículo Fiat Punto y un celular.

En la jornada del pasado sábado, a las 20:40 personal de la Seccional Tercera allanó el domicilio del “pelado” Alcaina en la calle Ramón Lorenzo 1803 del Máximo Abásolo, la orden había sido pedida por la funcionaria de Fiscalía Chaura y otorgada por la jueza penal Daniela Arcuri. En el lugar, la policía encontró documentación relacionada con compras efectuadas recientemente por Alcaina y unos 7.000 pesos.

El sospechoso no estaba en su domicilio al momento del allanamiento, pero sí estaban integrantes de su grupo de pertenencia. Por esta razón no pudo ser notificado, pero la magistrada le dictó una prohibición de acercamiento a la víctima.

Amenazas de muerte y robo

La investigación se inició a partir de la denuncia que radicó la damnificada en la Seccional Tercera. La mujer contó que en su domicilio se había presentado el “pelado” Alcaina y que con un arma de fuego en la mano, la amenazó de muerte. Ella no quiso denunciar en su momento, temiendo represalias, pero una semana después nuevamente se presentó este individuo y bajo amenaza, le robó 15.000 pesos, unos 20.000 en cheques y se llevó su celular y su vehículo Fiat Punto- según consta en la denuncia que radicó en ese momento.

Te puede interesar
Dos ladrones le robaron a un joven su campera, el celular y 20 pesos en el centro

Desde la Seccional Tercera dispusieron una discreta custodia preventiva, pensando que el sospechoso podía volver. Alcaina regresó a llevarle el auto cuando se enteró de la denuncia diciéndole “no te van a proteger toda la vida”, lo que disparó todas las alarmas para los uniformados.

Esa misma noche se presentó en la casa de la damnificada Ricardo Adrián González (29) cuñado de Alcaina y perteneciente a su grupo. El hombre llegó armado, vaya a saber con qué intenciones. Lo cierto es que la policía lo detuvo por violación al art. 189 bis, evitando que pudiera contactar a la asustada mujer.

En lo que respecta al “pelado” Alcaina, será imputado de los delitos de robo y amenazas, y además deberá cumplir con la prohibición de acercamiento a la víctima. Hay que destacar la celeridad con la que actuó la policía en una faz preventiva, evitando que los sospechosos cumplieran sus amenazas de muerte o en todo caso un nuevo robo.

Comentar
- Publicidad -