LIS Make UP: “El arte de dibujar sobre la piel”

Lis Medina es maquilladora profesional o más bien una artista del make up.

Luego de una larga charla, en más de una oportunidad, menciona a sus trabajos como obras de arte y en ese matiz habla de la piel a embellecer más como un lienzo a dibujar o como una figura a esculpir. Cosechó durante años de trabajo, decenas de éxitos y satisfacciones personales, que ha mantenido en el más bajo perfil. Sin embargo durante los últimos meses, decidió capitalizar su talento y formalizar su emprendimiento al que denominó Lis Make Up.

Lis Medina trabajó en Rouge, Juliriaque, y también para Dior y Givenchy. Hizo producciones para editorial Perfil y Noche Polar. Concursó en el año 2009 en la Cosmesur, un concurso de alto maquillaje a nivel nacional y quedó en el segundo lugar. Luego en el año 2014 participó en otro llamado Buona Estetica de bodypaint donde conquistó el tercer lugar.

Trabajó en la empresa publicitaria Doble A donde fue la maquilladora de una publicidad de YPF para el último mundial. En el mundo del espectáculo fue parte del staff de la película Boca de pozo y de obras teatrales independientes en Buenos Aires como Hair Spray, Hercules, La bella y la bestia y Glee.

Lis fue convocada para que brinde una nota para Empresas + Negocios. Una emprendedora que este año comienza a apostar fuerte y a levantar vuelo en su ciudad natal. Compartimos la entrevista.

Sabemos muy poco acerca de vos.

Soy una persona de un perfil muy bajo y lo viví siempre de esa manera. Me cuesta mostrarme aunque en este último tiempo entendí que tengo que salir más al frente y mostrar lo que hago. Recuerdo una nota que me hizo la periodista Luciana Lamoglia para revista DOM, donde me definió como “esa chica que apareció en la puerta de su casa con botas y embarrada, y de pronto era la maquilladora ‘Lis Medina’. Hoy me ves así de producida pero tambien soy esa en realidad.

¿Siempre supiste que esta era tu vocación?

Siempre me gustó de alguna manera. Recuerdo que de muy pequeña me encerraba en el baño a maquillarme y que cuando me descubrían ¡me querían matar! Recién a los 10 años mi abuela me regaló un set de la marca europea Givenchy, era algo pequeño pero más que suficiente para mí y solo tenía permiso para usarlo cada noche de año nuevo. Creo que la impronta estuvo presente.

Lis Medina nació en Comodoro y hoy tiene 35 años. Siempre maquilló a sus amigas para las grandes ocasiones y también supo hacerlo para ganar algún dinero que le permita estudiar la Licenciatura de Turismo en la UNPSJB. Luego el maquillaje como profesión fue ganando terreno en su vida hasta que decidió un día mudarse a vivir a Buenos Aires incentivada por colegas artistas que se lo sugerían a diario. Armó sus valijas y se tan de pronto que literalmente faltó a su propia despedida.

¿Como fue abrirse camino en una ciudad como Buenos Aires en algo que imagino debe ser tan competitivo?

Empecé a investigar y me di cuenta que necesitaba armar mi CV. Comencé por hacer cursos de perfeccionamiento que me permitan ingresar en el mercado. Luego, empecé a golpear puertas. Me iba toda escandalosa y les decía ´hola soy maquilladora y sé que lo que a vos te conviene es que yo esté acá asique te dejo mi CV.’ Así consiguí mi primer trabajo en una perfumería representando una reconocida empresa de cosmética.

Un concurso que marco un hito en su carrera profesional

Un día una profesora de uno de los cursos que hacía me dice que me había anotado en un concurso. Sentí pánico escénico pero me presenté igual. Llegué ese día con un porta cosméticos de tela de jean habiendo viajando en tren y en colectivo. No disponía de buenos materiales profesionales porque en Comodoro en esa época no se conseguían. Llegué y veía el resto de los concursantes con sus valijas desplegables y productos de marca Kriolance –la define como una de las mejores del mundo-. El jurado era Oscar Mulet, Jean Paul Ledesma y Regina kuligovsky.

Quedó seleccionada en 7° lugar de un grupo de 40 y pasé a la final. En la final salió 2°.
En ese concurso ganó además un set de maquillajes de esa primera marca profesional, una beca de estudio en la escuela de Juan Manuel Pont Ledesma a quien ella define como el inicio formal de su carrera profesional. “Para mí estudiar con él era un sueño que no iba a poder hacer por motus propio porque no podía pagar una escuela tan costosa”.

Una persona sumamente estricta, es el maestro de maestros y tiene un formato de enseñanza donde comenzas aprendiendo primero artes visuales. No te lo enseña como una herramienta de belleza social sino desde el arte. El pulía el rostro como una escultura y todavía lo hace.

Él siempre me llamaba “la artista” y cuando culminó mi beca recuerdo le agradecí todo lo que había aprendido, le dije que lo adoraba y que jamás iba a dejar de agradecer la oportunidad y me respondió “No quiero que te vayas. Te vas a quedar y vas a sacarle más provecho a esto”. Y la becó un año más. Ella define ese último estadío como ‘La Gloria’.

¿Cómo fue ese último año al que definís como La gloria?

A partir de eso empecé a trabajar en todos los sitios que quise. Estaba lista y se me abrieron todas las puertas. Editorial Perfil, Perfumería Rouge, Fragancias Cannon. Donde golpeaba una puerta quedaba.

Cuando decidió volver le cuenta a su mentor Jean Paul quien le aconceja no hacerlo que ya había logrado posicionarse y que era momento de abrir su propio estudio en Buenos Aires.
¿Por qué decidiste volver?

No sé por qué. Lo sentí así, soy muy apasionada y visceral. Quizás fue la necesidad de querer darle algo a mí ciudad después de cinco años. Cuando regrese a Comodoro empecé como Lis Medina Make UP y los chicos creían que Make UP era mi apellido. Empiezo a trabajar en infantil en ese momento habían solo dos empresas que lo hacían, y la verdad es que podía maquillar cien chicos en un evento y no se me caía nada por hacerlo. Todos me decían vos estas para otra cosa y yo respondía que eso me hacía muy felíz. Para mí más que infantil era artístico con claros y oscuros, matices era algo surrealista. Hoy en día ya hay muchas personas dedicándose a niños.

¿Cómo vivís tu profesión de maquilladora? ¿Desde qué lugar?

Yo no lo vivo desde lo social, creo que conecte con la persona de una manera más profunda. Cuando maquillo a alguien de alguna manera siento si está triste o contenta, siento un montón de cosas. Para mí no es superficial. Cuando me dicen me dejaste hermosa yo les respondo eso sos vos yo lo único que hice es pulirte. Esa sos vos y si te miras todos los días te vas a encontrar cn vos misma y te vas a dar cuenta que sos hermosa.

Cuando me dicen que tienen arrugas les respondo que no. Que es su piel, que todo lo que aprendieron está en su piel. Cada sabiduría es una marca en nuestro cuerpo y hay que aceptar todo -continúa su relato- He maquillado gente que ha tenido un accidente y no tienen ni cejas ni pestañas y tener cicatrices y de pronto se ven al espejo y se reencuentran con quienes eran antes del accidente y a mí eso me llena el alma. Lo mismo alguien con labio leporino, hago todo para que la persona se sienta bien. Lo hago desde ese lugar sino no me hubiera dedicado nunca a esto.

¿Qué estilo te representa más?

A mí me gusta el renacentista, algo así como romántico, esfumado. A mí me gusta el trabajo artístico. Mi tesis fue en base a una Gioconda, el maquillaje que tiene esa mujer no lo tiene nadie.

Estas comenzando con una productora de eventos. Contanos acerca de eso.

Como trabajé mucho tiempo para una productora de espectáculos y mucho en eventos se me ocurrió que sería bueno embarcarme en ese proyecto. Hoy en día, más que nunca, viajar para capacitarte sea lo que sea a lo que te dediques. Tenes que sumar aéreos, estadía y el costo de la capacitación y los materiales. Esa suma hace que mucha gente no pueda hacerlo. Yo pensé la vida me dio muchas herramientas y con eso tengo que hacer algo. Fue así que decidí gestionar que los mejores vengan a Comodoro a capacitar a la gente de Comodoro.

¿Cuál será el primer evento o capacitación este año?

Lo vengo proyectando hace bastante. No quiero la típica capacitación de café y galletas de manteca, quiero algo más glamoroso. Quiero un barnizare y música en vivo en la entrega de diplomas de gala. Que esa noche la persona se ponga esa prenda que ama y todos te vamos a premiar por haber participado.

¿Y quién será la persona que dé la capacitación?

Oscar Mulet, es el maestro de maestros. Es de alto maquillaje. Considerado el padre de Latinoamérica del maquillaje. En este momento hay otros de moda porque esto muta todo el tiempo pero creo que Comodoro necesita eso, hay muchas escuelas pero muy poca técnica. Quiero que se embellezca la ciudad, y no me estoy haciendo la poeta- aclara-quiero eso de verdad.

¿A quién está dirigido?

A todos quienes quieran aprender algo más. Yo creo que no hay una persona que no siga un tutorial, por lo que este espacio será una clínica donde poder sacarnos toda las dudas y ver como trabaja el mismo. Los cupos son limitados y todavía no están a la venta las entradas. El evento será el día 13 de mayo y lo está organizando junto al Hotel Lucania y a MarcoDi Servicios Integrales.

¿Cual sería el último mensaje que querés dejar?

Que mi empresa se dedica a que la clienta encuentre frente al espejo la felicidad de ser mujer una mujer autentica, sin la necesidad de vender espejitos de colores, todas tenemos un color propio y creo que todos necesitamos tener en nuestras vidas un toque de arte para estar bien.

Contacto
En facebook se la encuentra como: Lis Make up
Celular: 297-401-5589

Comentar
Este espacio de discusión que brinda Crónica, debe ser usado para que divulgues tus inquietudes, reclamos y opiniones de manera honesta y constructiva para un buen uso de este portal.
No será admitido ningún tipo de expresión que vaya en detrimento de raza, nacionalidad, condición social o sexo porque no es el contexto de discusión de este espacio.
Los comentarios que divulguen insultos, injurias, calumnias o denuncias no documentadas tampoco serán admitidas en forma anónima y en lo posible tampoco de forma registrada. Cualquier tipo de expresión que contenga los temas anteriormente mencionados serán moderados siempre y cuando parte de ello sea constructivo a la dicusión, omitiéndose o tachándose de acuerdo a lo convenido anteriormente. Si vas a exponer tus ideas, te invitamos a que lo hagas libremente dentro de un marco responsable. Para ello, acepta estos términos y condiciones.
- Publicidad -