Planean trasladar un iceberg para paliar la falta de agua en Ciudad del Cabo

Un iceberg de cien millones de toneladas acarreado desde el mar Antártico podría ser la respuesta a la crisis de agua de Ciudad del Cabo

Cuando a principios de este año Ciudad del Cabo anunció que estaba cerca de convertirse en la primera ciudad del planeta que se queda sin agua, acaparó la atención del mundo.

Las predicciones iniciales indicaban que en esa ciudad sudafricana de 4 millones de habitantes, afectada por una severa sequía, los grifos se secarían en abril.

Al final llegaron las lluvias y las represas nunca redujeron sus niveles por debajo del 13,5% de su capacidad, evitando que se llegara al “Día Cero”.

Cuando Nick Sloane -un sudafricano capitán de salvamento conocido por haber reflotado el crucero Costa Concordia en el Mediterráneo- anunció que podía resolver el asunto arrastrando un iceberg de 100 millones de toneladas desde el océano Antártico, causó asombro.

El capitán Sloane le aseguró a la BBC que esto es totalmente posible.

“En este momento hay miles de icebergs a la deriva en el Antártico”, explicó.

“La mayoría de los icebergs están siendo empujados hacia el sur por la corriente de Agulhas. Vamos a tratar de guiar al iceberg hacia una corriente diferente: la de Benguela”.

La corriente, explica, es fría así que el iceberg podría conservarse.

Lo más importante es que viajaría unas 1.200 millas náuticas hacia el norte, hasta cerca de Ciudad del Cabo, donde, en teoría, debería parar en el lecho marino.

Pero ¿para qué llevar a cabo todo este esfuerzo?

Uno de estos icebergs podría suministrar suficiente agua para una tercera parte de los residentes de Ciudad del Cabo durante todo un año.

El vicealcalde de la ciudad, Ian Neilson, todavía necesita convencerse, especialmente porque mover icebergs miles de kilómetros conlleva riesgos y definitivamente no es barato.

“Las preguntas son: ¿cuál es el precio? y ¿cuánto tiempo tomará?”, le dijo a la BBC. “Así que debe presentarse un caso realmente convincente”.

Y de cualquier forma, la ciudad ya tiene sus propios planes para aumentar sus reservas de agua.

“Estamos llevando a cabo proyectos basados en agua subterránea, reutilización del agua y desalinización, y hasta que veamos algo mejor esto es lo que vamos a seguir haciendo”, explica.

Esto parece sugerir que otra idea, discutida hace más de una década, para trasladar agua 4.000 km de distancia desde el rio Congo hasta Ciudad del Cabo, probablemente no va a ocurrir.

Lo cual es bueno, porque esa fuente de agua también está siendo considerada como una posible solución para un lago que está desapareciendo en África.

Comentar
Este espacio de discusión que brinda Crónica, debe ser usado para que divulgues tus inquietudes, reclamos y opiniones de manera honesta y constructiva para un buen uso de este portal.
No será admitido ningún tipo de expresión que vaya en detrimento de raza, nacionalidad, condición social o sexo porque no es el contexto de discusión de este espacio.
Los comentarios que divulguen insultos, injurias, calumnias o denuncias no documentadas tampoco serán admitidas en forma anónima y en lo posible tampoco de forma registrada. Cualquier tipo de expresión que contenga los temas anteriormente mencionados serán moderados siempre y cuando parte de ello sea constructivo a la dicusión, omitiéndose o tachándose de acuerdo a lo convenido anteriormente. Si vas a exponer tus ideas, te invitamos a que lo hagas libremente dentro de un marco responsable. Para ello, acepta estos términos y condiciones.
- Publicidad -