El Centro Asturiano colmó su salón histórico con la Gran Fabada

El Centro Asturiano de Comodoro Rivadavia estuvo colmado, el pasado domingo, al celebrar su Gran Fabada Anual. El evento cultural y gastronómico fue el marco de encuentro de asturianos, descendientes y amigos de la institución que cada año se reúnen para disfrutar y recordar.

El Centenario de la Proclamación de la Virgen de Covadonga, los 1.300 años de creación del Reino de Asturias y los cien desde la creación del Parque Nacional Picos de Europa, el primero de España, fueron tres motivos especiales para celebrar.

Los Miserables cerraron la actuación incluso sin energía eléctrica, demostrando que la calidad interpretativa va más allá de un sistema de sonido efectivo.

Los integrantes del Grupo Covadonga y del cuerpo de baile infantil aportaron bailes tradicionales (jotas, muñeiras y saltón) al ritmo de la gaita, el tambor, las panderetas y las castañuelas, música en vivo para recrear los encuentros danzantes que convocan en cada plaza y rincón de Asturias. Este año, con la experiencia de haber conocido en aquellas tierras cómo se disfruta los bailes populares.

La comida, otra gran protagonista del encuentro, fue la excusa para la charla entre distintas generaciones que siguen manteniendo las tradiciones asturianas.

Reconocimientos y nueva reina

El presidente del Centro, Roberto Fueyo, no solo se refirió a la triple celebración, sino que además reconoció el logro que suma la institución, este año, a partir de la selección de María Laura Estrada como participante de la Escuela de Asturianía que comenzará en Oviedo el mes próximo. “No solamente es una de las 14 seleccionadas para participar entre las postulaciones que llegaron desde diferentes lugares, sino que obtuvo el cuarto lugar por sus méritos”, destacó Fueyo antes de entregarle un presente.

También fue el encargado de anunciar la elección de la nueva reina del Centro Asturiano: Diana Palma, una joven que desde hace años baila y colabora con la institución, y que no pudo disimular su sorpresa ante la elección de sus compañeros como representante de la entidad. Por su parte, María Sol Sapoznik Feijoó se despidió de su reinado agradeciendo por el acompañamiento recibido durante este año.

En la sobremesa, llegó el corte de luz, pero eso no desanimó ni a los artistas que estaban sobre el escenario, Los Miserables, ni a los presentes que siguieron disfrutando del encuentro.

Comentar
Este espacio de discusión que brinda Crónica, debe ser usado para que divulgues tus inquietudes, reclamos y opiniones de manera honesta y constructiva para un buen uso de este portal.
No será admitido ningún tipo de expresión que vaya en detrimento de raza, nacionalidad, condición social o sexo porque no es el contexto de discusión de este espacio.
Los comentarios que divulguen insultos, injurias, calumnias o denuncias no documentadas tampoco serán admitidas en forma anónima y en lo posible tampoco de forma registrada. Cualquier tipo de expresión que contenga los temas anteriormente mencionados serán moderados siempre y cuando parte de ello sea constructivo a la dicusión, omitiéndose o tachándose de acuerdo a lo convenido anteriormente. Si vas a exponer tus ideas, te invitamos a que lo hagas libremente dentro de un marco responsable. Para ello, acepta estos términos y condiciones.
- Publicidad -